Lunes 13 de Julio de 2020

Hoy es Lunes 13 de Julio de 2020 y son las 03:22 FM Villa Allende -La Radio de la Villa- "El Aire de las Sierras". SI SU AVISO ESTA AQUÍ,..FELICITACIONES PUES..! "El verdadero Poder está en el Servir" "En la aceptación de la diversidad, está la madurez del individuo" "Ama a tu prójimo como a tí mismo" y la Creación tambien es tu Prójimo" "Vayan sin miedo a servir" "no tengan miedo de amar" Papa Francisco."La gracia de Dios es como la lluvia que a todos moja"J.G.Del R.Brochero. "Nunca prives a nadie de su esperanza, puede ser lo único que tenga" M.T.de Calcuta. "Los gobiernos que postergan a la niñez y a la ancianidad, son gobiernos sin futuro" Papa Francisco. “Es algo muy pobre decidir que un niño debe morir para que tú puedas vivir como lo deseas.”

  • 2.2º
  • Despejado

2.2°

EL CLIMA EN VILLA ALLENDE

4 de noviembre de 2018

La ilusión de saborear un helado

Este verano, el kilo artesanal pasaría a promediar entre 350 y 600 pesos.

La felicidad se cuajó 70% este año. La felicidad, esa sensación efímera que millones de argentinos dicen saborear cuando comen helado. El 70%, lo que aumentaron los lácteos en 2018 para la industria que fabrica este tipo de escultura cristalizada en cucuruchos, cuya versión artesanal se ubica en la zona de los $350, aunque algunos dicen que podría llegar a $600 muy pronto.

"Leche fluida, crema de leche, dulce de leche y leche en polvo son los productos básicos que usamos para fabricar los helados. En promedio, esos lácteos subieron entre 60 y 70 por ciento", resumió a Crónica Gabriel Fama, presidente de la Asociación Fabricantes Artesanales de Helados y Afines (Afadhya).

Los helados que más aumentaron por este salto en alto de los precios de la leche y sus derivados son los que más lácteos insumen: sambayón y mousse de chocolate. Los fanáticos de estos gustos pueden sentirse entre las cuerdas, pero los que más deben preocuparse son los millones de argentinos hinchas del mejor helado del mundo, el de dulce de leche.

La sensación de cremosidad en la boca, donde ocurren las más emocionantes experiencias del helado que muchos comparan con un orgasmo frío, no es negociables para los argentinos. En promedio, cada uno de los habitantes de esta patria come 6,9 kilogramos por año.

Algunos lo hacen directamente con la boca, pero otros creen que es una falta de respeto sacarle la lengua a algo tan rico y prefieren cucharear hasta el ruidoso final. Algunos son tan angurrientos que por comer a bocados grandes los vasos sanguíneos se les bloquean y no pueden evitar el súbito dolor de ojo que desaparece pegando la lengua en el paladar. Otros prefieren ir tan lentamente que no advierten cuando el helado gotea por debajo del cucurucho y se manchan las ropas.

Sea como fuere, de acuerdo con una investigación que Afadhya encargó a la firma D´Alessio Irol, nueve de cada diez habitantes del país ama los helados debido a su cremosidad. Pero para lograrla, además de la artesanía del fabricante y la destreza del heladero con la cuchara empinada,

hacen falta lácteos

.

Y el litro de leche fluida ya cuesta 28 pesos para la industria, el kilogramo de leche en polvo ronda los 135 pesos y el de crema subió a 160 pesos.

Y eso es así porque la rentabilidad de los fabricantes está tan dañada que no faltará mucho para que decidan aumentan los precios. Por ahora, están absorbiendo los costos y el helado artesanal ronda los 350 pesos el kilogramo. Algunos dicen que tendría que costar $600, un precio que dejaría a muchos infelices y con la legua afuera.

COMPARTIR:

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »